Tres detenidos en Isla Cristina por carreras clandestinas de coches

Los propios ocupantes del vehículo que causó un accidente durante una carrera ilegal denunciaron la sustracción del mismo para intentar sortear las consecuencias penales de los hechos

La Guardia Civil ha detenido a tres personas como presuntas autoras de una simulación de delito por denuncia falsa, lesiones y omisión del deber de socorro.

Los hechos ocurrieron el pasado día 10 de diciembre, tras un accidente de circulación en el casco urbano de Isla Cristina provocado por dos vehículos que estaban realizando una carrera ilegal. Uno de ellos colisionó bruscamente con un tercero que se encontraba circulando con normalidad.

Los ocupantes del vehículo que provocó el accidente huyeron del lugar, sin atender a los ocupantes del vehículo con el que habían colisionado, los cuales sufrieron traumatismos de diversa consideración, teniendo que ser trasladados por los servicios médicos al Hospital Infanta Elena de Huelva.

Minutos más tarde del accidente se personaron en dependencias policiales el dueño del vehículo que causó el accidente, junto a un amigo, para denunciar la sustracción del mismo.

Agentes del Área de Investigación de la Guardia Civil y de la Policía Local de Isla Cristina realizaron gestiones para la comprobación de los hechos, tomando manifestaciones a testigos y recogiendo indicios en la zona y en el interior del vehículo supuestamente sustraído, que fue encontrado, logrando obtener tras todo esto pruebas suficientes para determinar que las personas que denunciaron la sustracción del vehículo eran realmente las que viajaban en él en el momento del accidente.

Estos hechos han tenido gran trascendencia en la localidad de Isla Cristina, ya que testigos y vecinos habían alertado que se estaban produciendo competiciones ilegales en la zona del accidente.

En la operación han colaborado la Policía Local de Isla Cristina y la Guardia Civil, lo cual ha dado como resultado final el esclarecimiento de los hechos.

Los detenidos y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Guardia de Ayamonte.