Investigan a un varón por su implicación en la puesta de trampas para aves fringílidas en Bollullos

El dispositivo ha sido desarrollado por la Guardia Civil junto a Guardas Rurales de la finca donde se encontraban dichas artes de caza, las cuales están totalmente prohibidas

La Guardia Civil investiga a un varón por su implicación en un delito contra la flora y fauna silvestre, tipificado en el Código Penal vigente en el Artículo 336, por cazar especies de aves fringílidas usando artes destructivas y no selectivas para la fauna.

INVESTIGAN A UN VARÓN POR SU IMPLICACIÓN EN LA PUESTA DE TRAMPAS PARA AVES FRINGÍLIDAS EN BOLLULLOS

((VIDEO))INVESTIGAN A UN VARÓN POR SU IMPLICACIÓN EN LA PUESTA DE TRAMPAS PARA AVES FRINGÍLIDAS EN BOLLULLOSEl dispositivo ha sido desarrollado por el Servicio de Protección a la naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil, junto a guardas rurales de la finca donde se encontraban dichas artes de caza, totalmente prohibidas.MÁS INFORMACIÓNhttps://huelvacosta.com/investigan-a-un-varon-por-su-implicacion-en-la-puesta-de-trampas-para-aves-fringilidas-en-bollullos/

Publicada por HuelvaCosta en Martes, 21 de julio de 2020

El dispositivo se ha desarrollado durante este mes de julio, cuando los agentes del Equipo de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la localidad de Niebla, tuvieron conocimiento por parte del personal de la Guardería de un acotado de caza de la localidad de Bollullos Par del Condado, sw que una persona vecina del municipio se estaba dedicando a la colocación de  artes de caza masivas y no selectivas (trampas), en una parcela de su propiedad enclavada en dicho acotado.

Por todo ello realizaron un discreto apostadero sobre las inmediaciones de la parcela en cuestión, cuando observaron a una persona con un ave en las manos, manipulando varias de las trampas de madera que estaban allí colocadas.

Una vez identificada dicha persona, el varón comentó a los agentes que estas trampas habían sido colocadas por él, siendo localizadas tres trampas más, las cuales tenían tres aves capturadas, así como un cepo de hierro.

Por todo ello se procedió al decomiso de las trampas y de las aves para su posterior catalogación por parte de personal de la Consejería de Medio Ambiente.

Las diligencias instruidas han sido puestas a disposición judicial.