Clausurado el XXX Festival Coral del Atlántico en Isla Cristina

Isla Cristina recibía ayer por la mañana una visita muy especial, la del el Coro “Os Arraianos de Ficalho”, música popular Alentejana, de Vila Verde de Ficalho – Cámara de Serpa (Portugal),  declarado Patrimonio Cultural Inmaterial de la UNESCO. Una actuación enmarcada en la XXX Edición del Festival Coral del Atlántico que se clausuraba con un excelente balance.

El Coro participaba en la cita coral con un pasacalle desde el Paseo de las Flores hasta la Plaza de la Paz, donde ofreció un concierto en el Kiosco de la Música que fue presentado por el escritor isleño  Augusto Thassio quien además habló de la historia de estos cantores y de la música ancestral que han trasmitido de generaciones en generaciones.

Publicidad.

En representación del Consistorio estuvo presente el concejal de Cultura y Primer Teniente de Alcalde, Francisco González acompañado por el Alcalde de Ficalho y representantes de la Cámara de Serpa.

El concejal de Cultura, que entregó al director del Coro el emblema del Festival destacaba “la importancia del momento para Isla Cristina” al señalar que “con este concierto se pone de manifiesto que la música de los pueblos, la música tradicional y  ancestral tiene cabida en esta trigésima edición del Festival Coral del Atlántico”.

El edil que agradecía su presencia al Alcalde de Ficalho y a los presentantes de la Cámara de Serpa hacía extensivo este agradecimiento al Coro ya que como señalaba “sigue manteniendo la música popular del Alentejo siglo tras siglo, transmitiendo también las maravillosas letras que hablan del lamento, del sufrimiento y de la dura labor y el trabajo del campo”. “La música une a los pueblos y hoy Portugal y España se unen de una manera importante  con esta manera de darnos a conocer como se transmite esta tradición tan arraigada”.

Ya por la noche el Festival volvía a su espacio, el Templo de Nuestra Señora de los Dolores que volvía a registrar un lleno absoluto para el último de los conciertos de esta edición y que estuvo protagonizado por dos formaciones onubenses, la Asociación Cultural Villa de Paterna del Campo, bajo la dirección de Jesús Becerra y el Orfeón y Escolanía de Huelva, dirigidos por Carmelo Vicente Ballester. Las dos corales volvieron ha hacer las delicias del respetable con un variado programa en el que, en el caso de la formación de Paterna, predominaban los temas litúrgicos y religiosos, y temas más populares en el caso de la formación de la capital.

Como notas predominantes en esta XXX Edición del Festival Coral del Atlántico, cabe destacar la masiva afluencia de público y la calidad de las agrupaciones vocales. Tres días en los que el Templo Parroquial Nuestra Señora de los Dolores y el Kiosco de la Música de la Plaza de la Paz han registrado un lleno absoluto y en los que se han podido disfrutar de unos “extraordinarios conciertos” que han brillado por la calidad y texturas de las voces hasta la gran variedad de temas y estilos que han vuelto a demostrar la importancia de este festival no sólo a nivel provincial, o regional, sino nacional e internacional.