Regantes de Cartaya, Aljaraque, Gibraleón y Punta piden más seguridad contra los robos en el campo

La Comunidad de Regantes del Chanza y el Piedras, que aglutina a 1.600 comuneros y cuyo ámbito de actuación abarca unas 7.300 hectáreas de los términos municipales de Cartaya, Gibraleón, Aljaraque y Punta Umbría, va a solicitar mayor dotación de Guardia Civil

La Comunidad de Regantes del Chanza y el Piedras, que aglutina a un total de 1.600 comuneros y cuyo ámbito de actuación abarca unas 7.300 hectáreas de los términos municipales de Cartaya, Gibraleón, Aljaraque y Punta Umbría, va a solicitar a la Subdelegación del Gobierno en Huelva una mayor dotación de agentes de la Guardia Civil con el objeto de prevenir e investigar los robos que se producen en el campo, especialmente de fruta y de cable de cobre en las estaciones de bombeo de dicha entidad.

Así lo señaló el presidente de la entidad, Pedro Tejada, durante el transcurso de una actividad formativa y preventiva dirigida a agricultores y regantes que se ha desarrollado en la sede de la dicha comunidad de regantes, sita en Cartaya, y dirigida por los integrantes del equipo Roca número 5 de la Guardia Civil, encargada de la seguridad en el campo en la demarcación territorial de la Compañía de Ayamonte.

Tejada indicó que en una próxima reunión, pedirá a la Subdelegación del Gobierno en Huelva que “amplíe las dotaciones de efectivos de este equipo, o de cualquier otro que redunde en una mayor seguridad en nuestros campos”, así como un “cambio de normativa” que tenga en cuenta “el peligro y la gran trascendencia” que tienen los robos en las estaciones de bombeo, especialmente de cable de cobre, pero también de cualquier otro elemento hidráulico, mecánico o eléctrico, debido a los “elevados daños y perjuicios que provocan en el sector”.

Sobre la sustracción de fruta en el campo, Tejada precisó que “vamos a pedir un retoque normativo en el Código Penal para que no solo se tenga en cuenta el valor de lo robado para valorar la gravedad de los delitos, sino también los efectos que este tipo de delitos pueda tener derivados de la toxicidad de la fruta recién tratada con fertilizantes, por los perjuicios que ello pueda suponer para los consumidores ya que puede ocasionar un problema de salud pública, y la consecuente pérdida de imagen de nuestros productos en el mercado”.

El máximo representantes de los regantes del Chanza y el Piedras también ofreció en el mismo acto al Instituto Armado “el apoyo y colaboración de los 1.600 miembros de la comunidad de regantes al objeto de que su trabajo sea más eficaz”, a lo que añadió que desde la entidad que preside se va a “difundir y fomentar” la instalación de la aplicación Alercops entre todos aquellos comuneros que deseen hacerlo, así como “se les va a indicar los conceptos básicos para su instalación y sobre su funcionamiento”.

Con el mismo objetivo, Pedro Tejada detalló que desde la Comunidad de Regantes del Chanza y el Piedras se va a poner en manos del Equipo Roca número 5 de la Guardia Civil “todos los datos, informatizados, sobre las instalaciones de la entidad”.

Por su parte Ernesto Javier Gómez, presidente de la Cooperativa Hortofrutícola de Cartaya -Cartayfres-, que como miembro más numeroso de la Comunidad de Regantes del Chanza y el Piedras también asistió al acto, ofreció igualmente su colaboración a la Guardia Civil indicando que “vamos a transmitir todo esto a nuestros 120 agricultores asociados, para que sean los ojos de la Guardia Civil en el campo”. Y es que según precisó, “ellos y sus trabajadores son quienes realmente están todo el día en las fincas”. Con el mismo fin, Ernesto Javier Gómez indicó que “vamos a fomentar la creación de grupos de WhatsApp donde los agricultores compartan todo lo relativo a seguridad en sus explotaciones agrícolas, así como la instalación en sus móviles de la aplicación Alercops”.

Finalmente la teniente adjunta de la Compañía de la Guardia Civil de Ayamonte y responsable del Equipo Roca número 5, Sibisse Páez, indicó que esta actividad tiene como principal objetivo “darnos a conocer entre los agricultores y ganaderos de la comarca” ya que “a nuestra presencia en el campo hemos querido sumar estas charlas de presentación” que ya se han celebrado igualmente en La Redondela y Lepe.

La teniente Páez señaló en este sentido que en estos encuentros con el sector “estamos sobre todo pidiendo la implicación del sector agrícola y ganadero en la seguridad ya que su ayuda y colaboración es esencial para hacer mejor nuestro trabajo”. Igualmente, concluyó, “estamos aprovechando estos encuentros para ofrecer a agricultores y ganaderos una serie de recomendaciones en materia de prevención”.

Los cinco Equipos Roca de la Guardia Civil que se reparten por toda la provincia onubense  y que empezaron a trabajar hace ahora dos meses tienen como principal objetivo la prevención, lucha e investigación contra todos aquellos delitos que se puedan cometer en el ámbito agrícola y ganadero.

Añade tu Comentario