La Junta acusa al Hospital Virgen Bella de confundir a pacientes atendiéndolos como usuarios del SAS

El Gobierno andaluz abre un expediente a dicho centro sanitario privado, al que advierte sobre el inicio de un procedimiento sancionador por una infracción que califica de “muy grave”

La Consejería de Salud de la Junta de Andalucía ha anunciado la apertura de un expediente que puede conllevar una sanción económica de hasta 600.000 euros por atender a pacientes con la tarjeta sanitaria del Sistema Sanitario Público Andaluz (SSPA) “sin tener competencia para ello y arrogarse una colaboración con la Administración sanitaria inexistente al no disponer para ello de concierto o convenio a través del que se materialice y acredite dicha coordinación, realizando prestaciones sanitarias de la cartera de servicios del Sistema Nacional de Salud fuera de las normas de organización, funcionamiento y régimen de los servicios de salud, vulnerando la normativa vigente que, por otro lado, dispone que la cartera de servicios comunes únicamente se facilitará por centros, establecimientos y servicios del Sistema nacional de Salud, propios o concertados”.

Según la carta que la Consejería de Salud ha remitido a la empresa Pascual, propietaria de dicho hospital privado, al que ha tenido acceso HuelvaCosta.com, el Gobierno andaluz ha podido verificar “de forma reiterada” tras la “visita girada el 13 de abril de 2018 por la Inspección de Servicios Sanitarios al Hospital Virgen de la Bella de Lepe la prestación de asistencia sanitaria a pacientes en calidad de usuarios del SSPA en dicho hospital, vulnerándose con ello la normativa de aplicación, al haber asumido competencias de planificación y ordenación de la asistencia sanitaria hospitalaria de la costa oeste de Huelva sin tener la competencia para ello”,

Dicho expediente ha sido abierto por la Delegación Territorial de Salud de la Junta de Andalucía en Huelva “ante el incumplimiento reiterado de los requerimientos remitidos por esta delegación”, por lo que en el escrito insta a Pascual a dejar de prestar asistencia sanitaria a pacientes en calidad de usuarios del Sistema Sanitario Público Andaluz sin concierto o convenio para ello.

El escrito, fechado el pasado tres de mayo y firmado por el delegado territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales en Huelva, Rafael López, deja claro que el citado incumplimiento “puede ser constitutivo de una infracción muy grave tipificada en el artículo 35 de la ley General de Sanidad”, y llevar consigo una sanción en el marco del procedimiento sancionador por parte de la Delegación Territorial; así como recuerda a la empresa que este nuevo requerimiento se suma a otros dos anteriores, en los que se instaba al hospital privado a cesar de manera inmediata la atención a pacientes públicos, cuando no tiene competencia para ello.

El escrito también señala que con el eco que tuvo la apertura del hospital privado en distintos medios de comunicación “se continúa trasladando a los ciudadanos que el servicio sanitario proporcionado por el Hospital Virgen de la Bella se encuentra enmarcado en la organización del SSPA”, lo cual significa que “la asistencia que ustedes están prestando está induciendo a error a los ciudadanos, quienes suponen que sus derechos están bajo la tutela del SSPA, así como que tienen acceso a todas las prestaciones que el SSPA ofrece y que pudieran derivarse de las actuaciones sanitarias realizadas en el mencionado Hospital”.

Finalmente la carta advierte a la empresa que “ninguna actuación sanitaria que se genere en ese centro puede ser facturada a cargo del Sistema Sanitario Público Andaluz”, así como que “las consecuencias diagnósticas, terapéuticas o de cualquier índole que precisen los pacientes, derivadas de las actuaciones prestadas, no podrán recaer sobre el SSPA, ni ser asumidas o imputadas al mismo”.

Fachada principal del hospital privado Virgen de la Bella de Lepe

Añade tu Comentario