El CEIP Miguel de Cervantes de Gibraleón gana el premio ‘Mi marisma, mi escuela’ 2018

El delegado territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, José Antonio Cortés, acompañado de la alcaldesa de Gibraleón, Lourdes Martín, entregan al centro el premio

El delegado territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, José Antonio Cortés, acompañado de la alcaldesa de Gibraleón, Lourdes Martín, ha entregado al Centro de Educación Infantil y Primaria (CEIP) Miguel de Cervantes de Gibraleón el premio correspondiente al concurso del programa ‘Mi Marisma, mi escuela’ de 2018. El acto se ha desarrollado en el mismo centro y ha contado con la presencia del director de la Fundación Atlantic Copper, Antonio de la Vega.

‘Mi Marisma, mi escuela’ ha reunido durante el curso a unos 1.300 escolares de 24 centros educativos de los municipios de Huelva, Gibraleón, Aljaraque y Punta Umbría, que forman la Reserva de la Biosfera Marismas del Odiel. Este programa educativo, dirigido a alumnos del segundo ciclo de Primaria, está patrocinado por la Fundación Atlantic Copper, en el marco de colaboración que esta entidad mantiene con las consejerías de Educación y de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio.

El público evalúa los trabajos sobre el Paraje Natural Marismas del Odiel, que son el tercer paso después de una jornada escolar en el aula y una visita al espacio natural. Los ganadores obtienen participación gratuita en el campamento Escuela de Exploradores de Marismas del Odiel y una placa de reconocimiento para el centro escolar y los profesores. Además, tienen la participación asegurada del colegio en el programa del siguiente curso.

‘Mi marisma, mi escuela’ se apoya en las infraestructuras de la Junta de Andalucía en el espacio protegido: Centro de recepción e interpretación, senderos, área recreativa observatorios… y está orientado a que la Reserva de la Biosfera facilite la educación en valores ambientales y la participación en los espacios protegidos.

Este equipamiento permite el conocimiento de paisajes, ecosistemas y especies. Previamente a la visita propiamente dicha, técnicos medioambientales realizan una labor de introducción y formación en cada uno de los centros escolares. El Paraje Natural Marismas del Odiel dota a los alumnos de material didáctico y un mapa de trabajo para orientación y anotaciones.

Las actividades tienen como objetivo principal “sensibilizar a la sociedad a través de la educación sobre los asuntos ambientales que le rodean, tanto en el ámbito local como global”, en palabras del delegado territorial. “También les mostramos cómo afectan el medio ambiente a su calidad de vida actual y futura, fomentando así la cultura del desarrollo sostenible”, ha añadido Cortés en el Miguel de Cervantes de Gibraleón.

De la Vega sostiene que “en una edición más se demuestra el éxito de esta iniciativa por la que han pasado ya más de 6.000 escolares por el Paraje Natural Marismas del Odiel desde que se puso en marcha”. “Es ejemplo fehaciente de la sostenibilidad y de la convivencia entre un paraíso natural y un entorno urbano e industrial”, ha agregado.

Tanto el director de la Fundación Atlantic Copper como el delegado territorial han felicitado a los alumnos, familias y profesores del colegio ganador por su “excelente trabajo sobre el programa”. “Nuestra intención es seguir colaborando con las consejerías de Educación y de Medio Ambiente en estas iniciativas de educación ambiental y apoyo a la biodiversidad”, ha avanzado De la Vega.

Medio Ambiente y Ordenación del Territorio cuenta con el apoyo de fundaciones o empresas privadas que ayudan a poner en marcha estas iniciativas. Este es el caso de la Fundación Atlantic Copper, que también es el impulsor del campamento ‘Escuela de Exploradores’ que acoge Marismas del Odiel en distintos periodos del año para niños de entre cuatro y catorce años.

Añade tu Comentario