Detenidas dos personas por robar material en fincas de Isla, Pozo y La Redondela valorado en 100.000 euros

La investigación sigue abierta no descartándose nuevas detenciones por los mismos hechos

La Guardia Civil ha detenido a dos personas como presuntos autores de un delito de robo con fuerza continuado en fincas dedicadas a la explotación agrícola.

Las investigaciones se iniciaron en el mes de agosto tras detectarse robos que continuaron en los meses de septiembre y octubre en fincas ubicadas en Isla Cristina, La Redondela y Pozo del Camino. Los autores usaban un vehículo mixto para fracturar las puertas de acceso para entrar en el complejo, sustrayendo materia técnico y de gran valor para las labores agrícolas de regadío como de cultivo.

Publicidad.

Entre los objetos sustraídos destacan elementos informáticos dedicados al control de riego, aperos, plásticos de gran valor pecuniario, invernaderos, cintas de riego, así como otros materiales esenciales para la infraestructura de la siembra, cultivo y recolección de los diferentes frutos.

Los agentes, tras analizar las pruebas recogidas en los lugares de los hechos, y en el trascurso de la investigación, lograron identificar el vehículo implicado, así como a los supuestos autores, que resultaron ser vecinos de la localidad de Isla Cristina, y que tras un operativo coordinado fueron detenidos por los delitos de robo con fuerza.

La cuantía de los daños causados en las propiedades, además del valor de los objetos sustraídos, algunos de elevado coste e imprescindibles para la labor agrícola, podrían ascender a más de 100.000 euros.

La operación ha sido llevada a cabo por agentes del Equipo Roca V de Ayamonte, que trabajan para la prevención e investigación sobre infracciones penales cometidas en el campo, en el marco del plan de lucha contra las sustracciones en interior de explotaciones agrícolas y ganaderas, con la colaboración de agentes Policía Judicial de Ayamonte y del Grupo de Investigación de la Agrupación de Tráfico de Huelva (GIAT).

La investigación continúa abierta, no descartándose futuras detenciones.