Daños graves en las plantaciones de frutos rojos de la Costa Occidental

Más de 100 litros de agua por metro cuadrado han sido registrados en la mayor parte de los municipio de la Costa 

Las intensas lluvias y fuertes tormentas que han tenido lugar en la provincia de Huelva desde el pasado jueves han asolado los campos de cultivo ubicados en la zona costera de la provincia.

En las zonas más afectadas, Lepe, Cartaya, Alajaraque, además de Palos de la Frontera y Moguer, las plantaciones de frutos rojos se han visto seriamente afectadas por las fuertes tormentas.

Publicidad.

La mayor parte de los daños producidos corresponde a la fresa, con un mayor número de hectáreas en las zonas en las que se han producido las tormentas. Tanto plásticos como estructuras metálicas de los invernaderos tendrán que ser renovados, además de evacuar todo el agua que ha inundado los cultivos para evitar que se estanque.

El temporal también ha afectado a las plantaciones de frambuesa, las cuales han quedado destrozadas sin posibilidad de ser recolectadas. Igual ha ocurrido con los arándanos, encontrándose los agricultores con plantas arrancadas o afectadas, aunque las más jóvenes al no haber entrado aún en producción pueden ser recuperadas.

El subdelegado del Gobierno en funciones, Manuel Iglesias, ha visitado las zonas afectadas por el temporal acompañado por los alcaldes y concejales de las localidades más afectadas.

El subdelegado ha señalado que su visita es “una primera toma de contacto para valorar los daños y recoger una evaluación inicial de manos de los propios alcaldes”, además de anunciar una reunión prevista para estudiar posibles ayudas e informar con detalle del procedimiento administrativo en la Subdelegación del Gobierno en Huelva.
En este sentido, Iglesias ha apuntaba que los técnicos de la Dirección General de Protección Civil y Emergencias de la Subdelegación ya están recabando y valorando los informes de daños, a fin de que a comienzos de la semana se pueda realizar un primer análisis de las líneas de ayudas que se pueden habilitar para paliar los daños materiales.

El Gobierno va a estar al lado de sus ciudadanos y confío en que todas las administraciones vayamos de la mano para ayudar a los afectados”, enfatiza el subdelegado, tras destacar “la gestión y el trabajo desarrollado por los distintos ayuntamientos y servicios municipales para mitigar los efectos del temporal y atender de inmediato a los vecinos”.