Condenan a casi 4 años de cárcel a dos vecinos de Villablanca por tráfico de drogas

Un juzgado de Huelva ha condenado a tres personas -MHS, PGM, y PDN- dos de ellas vecinos de Villablanca, a tres años y diez meses de prisión, así como a multas de hasta once millones de euros

Un juzgado de Huelva ha condenado a tres personas que responden a las iniciales de MHS, PGM, y PDN, dos de ellas vecinos de Villablanca, ambos toxicómanos, a tres años y diez meses de prisión, así como al pago de multas que ascienden hasta los once millones de euros, por un delito contra la salud pública en su modalidad de tenencia para el tráfico de sustancia que no causa grave daño a la salud.

El mismo tribunal ha absuelto a otras dos personas -JMCC y MACG- padre e hijo, y propietario y patrón, respectivamente, de una embarcación que participó el pasado 23 de marzo en un alijo de 3.470 kilos de hachís, transportando dicha droga desde alta mar hasta el puerto de Mazagón.

Por su parte los tres condenados fueron detenidos cuando viajaban en dicha embarcación y ésta llegó a puerto, y reconocieron los hechos durante el juicio, que se celebró a finales del pasado mes de noviembre. Junto a ellos viajaban otras dos personas que lograron huir y no fueron localizadas.

Sobre las dos personas absueltas, el juez ha entendido que los hechos probados “no alcanza para quebrar su presunción de inocencia”. Y es que ambos, tal y como declararon en la vista, denunciaron al día siguiente de los hechos el robo de la embarcación, la cual, por orden del juez, tiene que ser devuelta a su propietario.

Lo único que ha podido ser objetivamente probado es que el patrón del barco llamó a los tripulantes, uno de los cuales resulta ser uno de los condenados, para comunicarles que esa noche no saldrían a faenar por mala mar, lo cual ha podido ser contrastado gracias a un informe de meteorología.

En referencia a los tres condenados, se trata de un marinero del barco que llevaba un mes trabajando con ellos, y los dos vecinos de Villablanca. Todos reconocieron que esa madrugada se dirigieron a alta mar con la embarcación, donde cargaron la droga desde una lancha semirrígida, para posteriormente transportarla al puerto donde fueron detenidos, mientras que otros dos ocupantes de la misma no fueron localizados.

El tribunal ha considerado acreditado que a las tres horas y diez minutos de la madrugada del pasado día 23 de marzo la citada embarcación, tripulada por los tres condenados y dos personas más, alijó en alta mar 106 fardos de hachís procedente de una embarcación semirrígida, así como que la citada embarcación fue seguida hasta tierra por los medios del Servicio de Vigilancia Aduanera, donde fue intervenida y detenidos los tres condenados.

Añade tu Comentario