El Ayuntamiento de Ayamonte advierte sobre la prohibición de explosionar petardos en la calle

Para ello el Consistorio ha publicado un bando en el que también alerta sobre los riesgos que genera el manejo de material pirotécnico

Con motivo de la celebración de las fiestas navideñas y la llegada del Año Nuevo, el Ayuntamiento de Ayamonte ha publicado un bando municipal en el que se advierte  sobre la prohibición de explosionar petardos en la vía pública, con el objetivo fundamental de evitar los peligros que esta práctica entraña.

Una publicación que deriva del notable incremento registrado en las ventas y el uso de productos pirotécnicos, especialmente en estas fechas, y a fin de alertar sobre los riesgos que genera el manejo de éstos.

Publicidad.

El bando recoge la prohibición de manipular cualquier artículo pirotécnico en la vía pública, así como la venta de estos productos en establecimientos no autorizados para ello.

RECIENTE INCIDENTE

La publicación de este bando viene precedida del incidente que tuvo lugar la pasada semana en la ciudad fronteriza, cuando al parecer como consecuencia de encontrarse varios menores jugando con petardos en el Parque Federico García Lorca resultaron calcinadas varias palmeras y cipreses.

Estos hechos tuvieron lugar en la jornada del pasado sábado, 24 de diciembre, cuando según fuentes policiales varios agentes de la Policía Local del municipio, concluyendo su jornada laboral sobre las 14.00 horas, recibieron el aviso de un incendio en dicho parque ayamontino, ubicado junto a la piscina cubierta.

Una vez personados en dicho lugar pudieron comprobar como el incendio había alcanzado una “fuerza considerable” con varias palmeras y cipreses ardiendo y encontrándose en peligro varios vehículos estacionados en la zona, por lo que rápidamente se realizaron las gestiones para localizar a sus propietarios al objeto de que los retirasen del lugar.

Asimismo, según las mismas fuentes, se procedió a dar aviso al Consorcio Provincial contra Incendios, personándose en el parque “de inmediato” los bomberos, que lograron sofocar las llamas.

Las mismas fuentes subrayaron que el siniestro estuvo provocado “al parecer por varios menores que jugaban con petardos en la zona”.

Bando sobre petardos hecho público por el Consistorio fronterizo